Guía del comprador

Guía del comprador

¡Uf! ¡Comprar, intentar comprar… resulta que es duro y afanoso! Sacamos fotos de los carteles de venta y alquiler colgados en balcones y ventanas; revisamos precios en los portales Web inmobiliarios y comparamos fotos, descripciones y ofertas; sacamos fotos de las ofertas en los escaparates de las agencias inmobiliarias y los cotejamos con los portales Web; miramos en Google, en Bing y donde sea. Y luego apuntamos, favoriteamos (menudo verbo) y creamos listas; enviamos solicitudes de información a propietarios y agencias. Y sacamos varias veces la calculadora; o la calculadora en la Web: gastos, impuestos e hipotecas. O, simplemente, ponemos límite a nuestras búsquedas… pero, por si acaso, lo traspasamos un poco. Y vuelta al mapa y a la calculadora, quizás financiera. En fin: todo un proceso, repetido una y otra vez.

Encontrar la finca que queremos… o la que necesitamos

¡Vaya! Siete (o más) anuncios con las mismas fotos, parecido texto y similar precio. La misma finca, claro. Pero esa otra parece… parece la misma, pero son otras, más fotografías, y otros textos, más completos. Pero parece la misma finca. Porque lo es. Pero es nuestra visión, la visión mariatomasa.com de la finca. Porque nuestros agentes la visitan con tranquilidad e intentan reflejar en su reportaje lo que se va encontrar en su visita: lo bueno y lo que no lo es tanto; las ventajas y sus contraluces, la luminosidad del salón y lo angosto del pasillo, la belleza de las vistas y, tal vez, la antigüedad del aseo… o, simplemente, la homogeneidad del conjunto. Los compradores merecen información fiable, fidedigna, que les haga decidirse por una finca o, simplemente, pasar a otra. Porque… ¿alguien realmente puede pensar que las fotos van a imponerse a la realidad de la visita? Nuestros agentes conocen las fincas que gestionan; y las reportan tal y como son, en su contexto y con sus ventajas y posibles inconvenientes (sin ascensor… pero en un edificio de valor histórico; con portero pero con gastos de comunidad más elevados; con renta alta pero con calefacción y agua caliente incluidas en el precio). En mariatomasa.com contamos con cientos de fincas que se pueden ajustar a lo quieres… pero, sobre todo, a lo que necesitas. Sin zonas grises.

Garantías jurídicas

Otras agencias tienen abogados externos o centrales (en esa central lejana que está telefónicamente cerca); nosotros tenemos abogad@s en nómina que procuran seguridad jurídica cierta (en el sentido de seguridad indubitable) a nuestros clientes. Así de fácil. Nuestra directora jurídica (Eneritz Urquijo) dirige el Departamento Jurídico de mariatomasa.com, repartido entre nuestras oficinas de Bïlbao y Getxo. Y lo hace con la seguridad que le procura una extensa (e intensa) experiencia en el sector inmobiliario. Porque nuestros contratos no parten de formularios (se redactan ad hoc para cada cliente, para cada situación, para cada compraventa o alquiler) y su objetivo es proteger a nuestros clientes. Sin más. Nada menos.

La negociación en la compraventa

¿Es razonable el precio de partida de una finca? ¿Hasta qué punto podemos negociar? Y… ¿en qué condiciones? En la mayoría de los casos los propietarios venden por dinero y los interesados comprarían por dinero… y tal vez por otras consideraciones que abarcan a la comunidad de vecinos, el entorno socio-económico de la finca, la cercanía a complejos multi-funcionales (polideportivos, centros comerciales, etc.). O no: quizás el comprador sea un inversor que busque rentabilidad a medio plazo… o a corto. O tal vez la compra dependa de una venta asociada (la del piso actual); o, simplemente, nos encontremos con una disyuntiva de financiación. En cualquier caso… contamos con expertos en cada cuestión y con gestores técnico-comerciales que, con la ayuda del agente personal que les asignaremos, les ayudarán en el establecimiento de los parámetros de la negociación. Contamos con una extensa cartera inmobiliaria… y también con inmuebles que no se publicitan (por acuerdo con sus propietarios), así que podemos ofrecerle a los futuros compradores o arrendatarios lo mejor de cada zona. Y negociar sus intereses, por supuesto.

 

El proceso de compra (y alquiler)

Los procesos de compra no son lineales, pero nos resulta más fácil reflejarlos así… cuando se han cumplido. Y nosotros cumplimos con las compras y con los compradores. ¿Cómo no?

Paso Descripción
#1 Los compradores nos solicitan información de una o más fincas; o de una zona y de rangos de precios y características.
#2 Se pasa información sobre fincas y agentes que las conocen bien: se pasan emails y teléfonos y posibilidades de citas.
#3 Interesados y agentes hablan, se escriben y determinan posibilidades. Se conciertan visitas y se determinan precios.
#4 Se ajustan condiciones y se pasan ofertas formales. Se negocia y se llega a acuerdos puntuales y a uno global, escrito.
#5 Nuestro departamento jurídico redacta contratos definitivos, con todas las condiciones. Se firman, se pagan y… se viven.